81565074 - shock to the system stock market correction ticker words 3d illustration

The Financial Post

Midiendo el ‘timing’ para financiarse

16 Feb , 2018  

Tras una semana como la anterior, con correcciones generalizadas en los índices bursátiles de las principales economías a nivel mundial, resulta de interés hacer un breve repaso del escenario a nivel corporativo estimado para el 2018, desde la perspectiva de los tipos de interés y de la demanda de deuda corporativa. Pero antes de profundizar en ello, se hace necesario resumir el comportamiento de los últimos días.

A grandes rasgos, la corrección de los principales índices bursátiles de estas últimas sesiones encuentra su origen en el tensionamiento de la curva de tipos de interés americana tras unos datos de inflación superior a los previstos, que recordaron al ya olvidado fantasma de la inflación de ciclos anteriores. Entendemos así que con un escenario macroeconómico de fondo sólido que continúa propiciando el crecimiento de los resultados empresariales, el marco económico no ha cambiado, por lo que no habría argumentos para esperar una corrección prolongada en los mercados, y estemos ante un episodio de volatilidad, de la que ya nos habíamos olvidado, y con la que tendremos que acostumbrarnos a convivir nuevamente. Así lo asume el mercado si nos fijamos en el comportamiento en estas últimas sesiones de la deuda corporativa (títulos y bonos emitidos por las empresas para financiarse), donde podemos observar cómo de manera general la deuda no ha sufrido grandes caídas en precio al considerar los agentes que la situación no ha cambiado, y que a pesar de que se estime una mayor inflación, y por tanto un incremento en los niveles de tipos de interés, las empresas no tendrán problemas para hacer frente al pago de su deuda.

En lo que respecta a 2018, se ha puesto de manifiesto que el BCE sigue apoyando la estabilidad de la deuda corporativa, con unos niveles de compra en enero muy similares a los de 2017, a pesar de haber reducido a la mitad las compras mensuales, en detrimento de la deuda soberana. Son muchos los expertos que auguran que este comportamiento continuará en la primera mitad del año y que beneficiará la emisión de deuda por parte de las empresas. La liquidez disponible aún en el sistema, la incertidumbre sobre si los estímulos continuarán más allá de septiembre, y el principio del fin de los tipos de interés cero, sitúan a esta primera parte del año como el momento propicio para la financiación de las necesidades corporativas. En este sentido, creemos que es un buen momento (timing) para adelantar la financiación de los planes de inversión del ejercicio de las empresas, aprovechando los objetivos y estrategias fijadas por cada una de las entidades financieras y optimizando el coste de financiación de estas antes de que los niveles de tipos de interés y los diferenciales de crédito (margen sobre el tipo de interés aplicado) comiencen a repuntar.

, , ,


Johanna Prieto González es la responsable del departamento de Finanzas Corporativas de Cross Capital (@CrossCapital)

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars ( Sin valoraciones )
Loading...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar