Viviendo en hoteles

Todos somos residentes… en España

25 May , 2020  

Parece que ya tenemos fecha para que los turistas vuelvan a visitar cualquier lugar de España, y eso implica que las líneas aéreas vuelven a tener actividad, sobre todo si hablamos de los dos archipiélagos españoles. Porque allí, o se llega en avión o no se llega. Y ahora se trata de que realmente hagamos un esfuerzo entre todos para lograr que el turismo nacional, ese del que tanto se habla ahora, haga su desplazamiento dentro de nuestro propio territorio. Pero aquí nos encontramos con un problema que implica el coste de volar, sobre todo para aquellos compatriotas que no están beneficiados por el descuento de residente en los traslados entre las islas y ciudades autónomas con la Península.

Mucho se ha hablado en las últimas semanas sobre la idea del Gobierno de Italia de dar una cantidad de 500 euros a todos aquellos italianos que decidan hacer turismo nacional dentro de su país. También se habla mucho de controlar que los precios de los billetes de avión desde las islas a la Península no incrementen su precio de forma descontrolada, ya que la oferta de asientos va a ser mucho menor que la que existía hasta el mes de marzo. Y con estas dos ideas en la cabeza creo que es el momento de hacer una propuesta arriesgada que ayude precisamente a incentivar las ganas de viajar dentro de nuestro país y, sobre todo, para potenciar los viajes a Baleares y Canarias.

Hablo de considerar todas las rutas nacionales como Obligación de Servicio Público (OSP), de la misma forma que se consideran los vuelos interinsulares, poniendo a esta obligación una duración de unos 3 meses, desde el 20 de junio hasta el 30 de septiembre, y válida para todos los residentes en España, independientemente de su comunidad autónoma. Es una medida única y excepcional, como lo es lo que estamos viviendo en estos momentos. Por supuesto, considerando las limitaciones que conllevan las OSP, como es el establecimiento de precios máximos en los trayectos. Aquí tienen una medida gubernamental para controlar realmente el precio de los billetes de avión y barco.

Y la respuesta a de dónde saldría el dinero para cubrir estas subvenciones al traslado aéreo y marítimo es clara, ya que desde marzo casi no hay vuelos entre las islas y la Península que tengan pasajeros canarios o baleares, con lo que la cantidad destinada en los PGE para esta partida en 2020, unos 400 millones de euros, dispondría de unos 100 millones (considerando el importe correspondiente a un trimestre) que no se han usado para este fin.

Planteo que se consideren todas las rutas nacionales como Obligación de Servicio Público (OSP), poniendo a esta obligación una duración de unos 3 meses y válida para todos los residentes en España, independientemente de su comunidad autónoma»

Así que ese mismo dinero, que lo hubieran usado los residentes en los territorios insulares para sus desplazamientos a la Península, se lo cederían ahora a los peninsulares para que pudieran disponer de un incentivo real y controlado por el Ministerio de Transportes, que les permita plantearse unos días de vacaciones, visitando los territorios donde más ha afectado esta crisis económica que tenemos ya encima. Y les pongo un ejemplo: precio máximo por trayecto ida y vuelta 350 euros; subvención del 50%; equivale a unos 570.000 pasajeros nacionales entre julio y septiembre. Equivale al 69% de los nacionales que vinieron en el mismo periodo de 2019 a Canarias (datos Istac). Creo que es una buena cifra, la verdad.

Seguro que hay quien piensa que esos 100 millones se deben usar para combatir los efectos de la COVID-19, pero es que en este caso se usan precisamente para eso, ya que uno de los efectos de esta pandemia es la enorme pérdida económica que supone para Canarias y Baleares, donde el turismo lo es todo a nivel de generación de empleo y riqueza. Precisamente hoy, 25 de mayo, Francina Armengol, presidenta de Illes Balears, declaraba en Los Desayunos de TVEhagamos el esfuerzo de que el precio del billete de avión o barco no sea una desventaja para que cualquier residente español pueda viajar a las islas”.

Esta propuesta que debe pactarse entre el Gobierno central y los gobiernos autonómicos con las líneas aéreas que operan en España y sacar una campaña comercial potenciando lo que más nos distingue como españoles, que es la solidaridad. Porque todos residimos en el mismo sitio. En España.

, , , , , , , ,


Francisco Rodríguez es director financiero corporativo de R2 Hotels

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars ( 3 votos, media: 4,00 de 5 )
Cargando…

3 Comentarios

  1. Avatar Cristina del dice:

    Aplaudo la idea del Sr. Director de R2 hoteles, son estas propuestas las que nos pueden ayudar a salir de la situación de crisis en la que nos vemos metidos.

    • Avatar Francisco dice:

      Gracias Cristina:
      Esperemos que tengamos un verano diferente, pero que sea positivo!! Intento aportar ideas y me alegra que te guste

  2. Avatar Paco Rguez. dice:

    Bien por lo de la subvención, pero teniendo en cuenta que sea realmente una subvención, no un pago/ingreso que luego aparece en la Declaración de la Renta del año siguiente. No se reciben 1.00,00 €, sino mil euros menos el importe de un tipo impositivo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si continuas utilizando este sitio, aceptas el uso de las cookies. Más información

Las opciones de cookie en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" para ofrecerte una mejor experiéncia de navegación. Si sigues utilizando este sitio web sin cambiar tus opciones o haces clic en "Aceptar" estarás consintiendo las cookies de este sitio.

Cerrar